¿QUÉ SON LOS MOVIMIENTOS DE TIERRA?

Previo al inicio de cualquier actuación, se deben efectuar los Trabajos de Replanteo, prever los accesos para maquinaria, camiones, rampas, etc.así como limpiar obstáculos como arbustos, plantas, árboles, maleza o basura que pueda hallarse. Esta tarea se realiza en toda la superficie del terreno sobre el que la obra se asienta.

Podemos encontrar varios tipos de movimiento de tierra como pueden ser:

Excavación
La excavación es el movimiento de tierras realizado a cielo abierto y por medios manuales, utilizando pico y palas, o en forma mecánica con excavadoras, y cuyo objeto consiste en alcanzar el plano de arranque de la edificación, es decir las cimentaciones.

La excavación puede ser :

Desmonte
El desmonte es el movimiento de todas las tierras que se encuentran por encima de la rasante del plano de arranque de la edificación.

Vaciado
El vaciado se realiza cuando el plano de arranque de la edificación se encuentra por debajo del terreno.

Terraplenado
El terraplenado se realiza cuando el terreno se encuentra por debajo del plano de arranque del edificio y es necesario llevarlo al mismo nivel.

Excavación con explosivos:

La excavación con explosivos involucra riesgos, es una operación peligrosa que debe ser confiada a personal capacitado para esta especialidad. Por ello se establece un plan de seguridad antes de comenzar con las detonaciones.El trabajo se realiza con unos taladros llamados barrenos, en la roca de mayor o menor longitud, en función del frente a abrir.

Luego se limpia el barreno, se carga el cartucho y se lo introduce en el barreno. A continuación se limpia el barreno cuidadosamente, se carga el cartucho, se introduce en el barreno, se retaca, se conectan los detonadores a la fuente de alimentación y se detonan.

Después se debe comprobar que todos los barrenos hayan explotado y que no ha habido alguno fallido. Para efectuar desmontes se ejecuta por bancos, no superando nunca los 15 metros de altura.

Para efectuar terraplenado, se rellena con material hasta la marca de la cota. Este relleno se realiza por tongadas que se van apisonando hasta lograr la compactación necesaria.

Se utilizan tierras naturales y limpias; pueden ser obtenidas de la propia excavación o de préstamos que ya se definen en la etapa de proyecto, o se autorizan por el Director de Obra.

Excavando en tierra
Debemos tener en cuenta características del terreno como la cohesión, densidad o compacidad, ya que estos factores influyen tanto en el rendimiento de nuestra maquinaria como en los trabajos posteriores.

Debemos tener en cuenta la profundidad, sección y altura, ya que así conoceremos con precisión que maquinaria debemos utilizar. Los trabajos en tierra por lo general se realizan por medios mecánicos y con la maquinaria adecuada.

Es muy importante que durante los trabajos de replanteo tengamos en cuenta donde ubicaremos las rampas para la salida y entrada de camiones, ya que normalmente se debe retirar una gran cantidad de tierra mala que deshecharemos en los vertederos que hemos creado.

La tierra siempre debe estar nivelada perfectamente, ya que rellenar lo que ya se ha retirado suele ser costoso.

Excavando en roca
Debemos tener en cuenta otros parámetros diferentes en este tipo de movimientos. Características de la roca como dureza, forma geológica o estratificación, ya que necesitaremos explosivos y debemos preveer el coste de estos. Respecto a factores externos, debemos tener en cuenta que edificios se encuentran cerca, o el tráfico que existe, para saber qué tipos de explosivos y que cantidad necesitamos.

Para la utilización de explosivos debemos conseguir los permisos requeridos con mucha antelación, aunque normalmente estas actuaciones las realizan empresas totalmente especializadas y estas deben contar con las autorizaciones que se requieren para la
ejecución de la actividad.

La excavación en roca depende básicamente de la dureza de la roca, si es blanda, es posible excavar con máquinas con martillos, pero si es dura sólo lograremos el trabajo mediante explosivos.